2006 en la memoria, justicia pendiente

 

15226548_970437506433836_1256050343_n

Foto: Red Informativa Oaxaca

 

Desde su llegada la PFP había realizado diversas detenciones, se enfrentó con la población el 2 de noviembre en Ciudad Universitaria, pero tuvo que retroceder. El 20 de noviembre nuevamente hubo un pequeño enfrentamiento. El choque final fue el 25 de noviembre del 2006.

Fue un día terrible. Los manifestantes se habían propuesto a hacer un cerco de 24 horas sobre la Policía Federal Preventiva -así se llamaba entonces la actual Policía Federal- que se encontraba en el Zócalo de la Ciudad.

Por la tarde se dieron los primeros enfrentamientos, la nube de gas lacrimógeno cubrió el centro de la ciudad y empezó la persecución que se extendió hasta inmediaciones del cerro del Fortín, el IMSS y otros puntos.

Fueron detenidas 141 personas, sometidas a tortura y tratos crueles, inhumanos y degradantes, trasladadas a Nayarit, aunque de eso ya nos enteramos horas después.

La demanda por la tortura sufrida de un grupo de 30 de ellos, presentada en 2008 sigue sin avances en las investigaciones. Falta la voluntad de las autoridades para terminar con la impunidad, deslindar responsabilidades y castigar los abusos policíacos.

Diez años después, la historia se repite, ahora tenemos el caso Nochixtlán y la exigencia de justicia se hace más fuerte.